🌳 Origen del barrio Chauvín: El maravilloso jardín y su florista.

Si residen o han buscado vivienda en Mar del Plata, es muy probable que hayan escuchado hablar del famoso Barrio Chauvín, siendo este uno de los más lindos y conocidos de “La Feliz”.

Por ello, en este artículo les brindaremos información y datos de utilidad, sea porque entre sus opciones para vivir se encuentra esta hermosa zona o porque siempre están buscando conocer un poco más acerca de nuestra maravillosa ciudad balnearia.

Barrio Chauvín actual
Vista panorámica del Chauvín actual

¿Por qué se le dio el nombre de “Barrio Chauvín”?

Comencemos con algo de historia, ¿les parece? El historiador Cova, cuenta que en la primera década del siglo XX, llega desde Buenos Aires a la ciudad de Mar del Plata un florista uruguayo hijo de franceses, llamado José Francisco Chauvín. Allí, en la linda y elitesca Mardel, decide comprar 18 hectáreas. 

En ese terreno, junto a su mujer con la que nunca tuvieron hijos, construyó su vivienda: Villa Chauvín. Por supuesto, como era de imaginar viniendo de un florista, cultivó flores (dicen que no habían tan hermosas como las de él), aprovechando sus espacios de recreación al aire libre con un exquisito paisajismo y diseño de jardines esplendorosos para la época, que además iban acompañados de llamativas fuentes y estatuas. Llamaba a sus espacios verdes “Jardín Azul” y “Jardín Rojo”, asociándolos respectivamente al color de la vegetación en ellos.

Además, tuvo un negocio donde vendía flores, en la zona de La Rambla Lasalle, que fue la última elaborada en madera antes de que inauguraran La Bristol, en el año 1913. Argumentan que diariamente a las 18 hs, partía desde Mar del Plata el “tren del pescado”. 

Para los conocedores de la historia, se sabía que en la zona se producía el famoso tasajo que consistía en una salmuera de pescado, uno de los principales productos del saladero de Mar del Plata, aparte del pescado fresco también solicitado desde capital. 

Este tren, llevaba la carga de este alimento que era despachado hacia Buenos Aires y, en uno de sus vagones, transportaban las flores de Chauvín, en las condiciones óptimas para que estuviesen frescas al venderlas en la metrópolis porteña.

Según el historiador Cova, fuentes cercanas a Chauvín dicen que el presidente argentino Marcelo Torcuato de Alvear y su esposa Regina, tomaban el té en los jardines de la residencia. Además explica que “la gente que deseaba visitar Villa Chauvín, tenía que anotarse en su floristería de La Rambla y luego se le invitaba, previa selección”.

Se calcula que llegaron a trabajar allí, aproximadamente, 60 personas. Además de importar especies forestales y flores, contrataba especialistas alemanes, japoneses, daneses, suecos, quienes dependiendo de la especie, se encargaban de atenderla.

Para su época, es considerado como un visionario, ya que para facilitar y promover una floración forzada, poseía una caldera y bomba, ambas subterráneas, para proveer calor y agua. Dichos avances, en esta ciencia, colocan a Mar del Plata como un lugar que para la época promovía la innovación. 

Comenzando el 1930, existía como proyecto la ruta que conectaba a la ciudad balnearia con Buenos Aires. Y Chauvín, en su idilio, soñaba con crear imponentes parques y jardines en ese largo camino correspondiente. Lamentablemente, ese ideal nunca se llevó a cabo.

En 1935 según los datos encontrados, el florista se suicidó, presuntamente, por problemas económicos.

¿Dónde queda el barrio Chauvín y con qué otros barrio delimita?

Este antiguo y hermoso barrio, en el cual abundan casas y edificios con características arquitectónicas tradicionalmente marplatenses, se encuentra originalmente delimitado por las calles Juan B. Justo, Matheu, Córdoba y aparte, con una línea imaginaria, Hipólito Yrigoyen y Mitre. 

Sin embargo, para los marplatenses e incluso para las inmobiliarias este va desde Av. Independencia hasta calle Tucumán de Av. Paso hasta Av. Colón, a pesar que podemos encontrar en éste distintos «microbarrios» como Divino Rostro o el Paseo Aldrey.

Edificaciones y herencias emblemáticas

El chalet del florista constituía la manzana hoy bordeada por las calles Córdoba, San Luis, Azcuénaga y Larrea. Las habitaciones para sus empleados, galpones y caballerizas, se encontraban sobre Córdoba, desde Azcuénaga a Juan B. Justo. Y en la popular calle Mitre, aún existe el estanque para plantas acuáticas que tenía el jardín Chauvín. 

La residencia se demolió luego de su fallecimiento y es allí, en ese mismo terreno, sobre el que se construyó el reconocido e importante Hospital Privado de la Comunidad, una de las instituciones médicas más prestigiosas de la ciudad, que atiende a un gran porcentaje de la comunidad marplatense. Este se inauguró el 30 de mayo de 1971, contando con 4.000m2. Hoy en día tiene 26.000 m2.

hospital privado de comunidad
Hospital Privado de Comunidad

Otra de las “herencias” del florista, son aquellos árboles que hoy adornan los parques en el Barrio Chauvín, fueron sembrados precísamente por él mismo. De hecho, algunos de los maceteros y esculturas que embellecen plazas de la ciudad, también son provenientes de aquel impactante paisajismo que algún día dio vida a esa zona. Como, por ejemplo, una Venus de Medicis que pasó a estar en la fuente de la Plaza San Martín, procedente de Francia, de la misma fundición que dio vida a las esculturas de los jardines del propio Palacio de Versalles.

El barrio se encuentra cerca de la famosa casa y Centro Cultural Villa Victoria Ocampo, es decir, justo al lado del Barrio Los Troncos, otro sector muy reconocido por su arquitectura peculiar y enormes casas que evocan una Europa que se planta en Latinoamérica, dentro de “La Feliz”, con sus techos a dos aguas y listones que resemblan chalets ingleses y alemanes.

chalet marplatense Chauvin
Típico chalet marplatense que resiste en pie.

El Barrio Chauvin hoy

Por ser uno de los barrios en el corazón de la ciudad tiene un tráfico moderado. Esto es también gracias a su gran accesibilidad desde el centro, desde el puerto y desde la zona más norte de la ciudad. Es rico en actividades para toda la familia y además alberga importantes centros de salud en su interior. 

Este barrio suele ser de los más buscados al momento de buscar vivienda o propiedades en Mar del Plata, debido a que tiene todos los servicios necesarios para la comodidad de quienes ahí viven y trabajan. Además, tiene varios centros comerciales de los más importantes en la ciudad, incluyendo el Shoppping Paseo Aldrey que es el más grande de Mar del Plata. 

Supermercados, tiendas y muchos almacenes o despensas hacen de este barrio un punto obligado de muchos marplatenses a la hora de hacer sus compras.

Intento de preservación de la construcción en Chauvín

En el 2011, con la intención de preservar la típica fachada arquitectónica marplatense, como los chalets con “piedra Mar del Plata” y techos de tejas, se elevó una normativa a trece barrios emblemáticos y con estilos tradicionales de la ciudad balnearia, entre ellos, este icónico barrio. De igual forma, actualmente se siguen construyendo edificios de residencia con excelentes opciones para poder adquirir un lindo departamento en una de las zonas más típicas de “La Feliz”.

 Si estás buscando para vivir en un lugar cálido, familiar y con mucha historia, contacta a tu inmobiliaria de confianza y conocé las opciones que hay para el Barrio Chauvín.

Fuente: Diario La Capital de Mar del Plata / Blog http://fotosviejasdemardelplata.blogspot.com/

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *